Cómo te ayudamos a mantener limpios tu ordenador y otros dispositivos

Aunque algunos piratas informáticos pueden estar interesados en obtener tu información, como los datos de tu cuenta bancaria, el acceso a la bandeja de entrada de tu correo electrónico o tus contraseñas en Internet, es posible que otros quieran controlar tu dispositivo (por ejemplo, tu ordenador, tu tablet o tu teléfono).

Los piratas informáticos pueden utilizar posteriormente tu dispositivo para encontrar otros dispositivos que puedan controlar. A menudo utilizan ejércitos de ordenadores para atacar sitios web o interceptar sus sistemas de seguridad.

Una de las principales formas en las que los piratas informáticos pueden controlar tu ordenador es a través de la instalación de software malicioso, también conocido como malware. Puedes ayudar a proteger tu ordenador frente al software malicioso. Google también se esfuerza para intentar protegerte a través de cientos de expertos en seguridad que trabajan de forma ininterrumpida para poder garantizar la seguridad de tus datos y dispositivos.

Cómo puedes evitar el software malicioso

Al igual que Google busca en la Web para encontrar los sitios con las mejores respuestas a tus preguntas, también buscamos sitios que parecen ser perjudiciales para los usuarios o que pueden incluir software malicioso. Cada día identificamos más de 10.000 sitios no seguros y mostramos advertencias en hasta 14 millones de resultados de la Búsqueda de Google y 300.000 descargas, indicando a los usuarios que un determinado sitio web o enlace podría incluir contenido sospechoso.

También utilizamos la misma tecnología para poder identificar si alguien está enviándote un mensaje en Gmail que podría ser perjudicial o incluir software malicioso, y para advertirte si intentas descargar contenido de un sitio web que aparenta ser un tono de llamada o un archivo PDF, pero que contiene código de forma oculta que podría dañar tu ordenador.

Aunque accedas a una página que contenga software malicioso, los ingenieros de Google han desarrollado defensas adicionales en el navegador Chrome que permiten evitar que el software malicioso se instale en tu ordenador y que minimizan el impacto del software malicioso en él.

Cómo puedes mantenerte actualizado

Una de las formas en las que los piratas informáticos acceden a tu ordenador es a través de problemas de seguridad conocidos en versiones antiguas del software que se ejecuta en tu dispositivo. Los piratas informáticos saben que muchas personas no siempre actualizan sus programas y software informático a la última versión, que incluye las mejores protecciones de seguridad. En Google también somos conscientes de esto y, por ese motivo, hemos desarrollado el navegador Chrome para que se actualice automáticamente a la última versión cada vez que se inicia. De esa forma, los usuarios pueden tener actualizado su sistema de protección de la seguridad sin hacer ningún esfuerzo.

Algunas veces, Chrome tiene que funcionar con otros programas, conocidos como complementos, para realizar acciones como mostrar imágenes o vídeos correctamente. Estos complementos también pueden ser una forma de que los piratas informáticos accedan a tu ordenador. Si Chrome detecta un complemento obsoleto con un problema de seguridad, bloqueará ese complemento hasta que tengas la versión más actualizada y segura, y te mostrará un mensaje en el que se indicará que debes actualizar el complemento.

Cómo puedes mantener la seguridad de tu dispositivo móvil

Los smartphones que ejecutan el software Android de Google tienen instalados sistemas de protección similares para reducir el riesgo de que se produzcan daños.

Android también requiere que todas las aplicaciones de Google Play Store indiquen el tipo de información que quiere recopilar del dispositivo, o a la que quiere acceder, para que puedas decidir si debes confiar o no en la aplicación. También analizamos Google Play de forma automática para bloquear y eliminar aplicaciones perjudiciales y, en el caso de algunos teléfonos Android, el servicio de verificación de aplicaciones de Google busca aplicaciones potencialmente dañinas independientemente del sitio desde donde se hayan instalado. Por tanto, si instalas aplicaciones de fuentes desconocidas como la Web o un sitio de aplicaciones externo, este servicio gratuito te proporcionará un nivel de seguridad adicional.